Todo lo puedo en Cristo que me fortalece (Filipenses 4:13

Todo lo puedo en Cristo que me fortalece. -Filipenses 4:13

Periodista Cesáreo Silvestre, editor de este portal Web.

Contacto, celular: 809 517 1807

martes, 22 de julio de 2008

Síntomas de mediocridad

Son los síntomas rasgos que describen ciertos comportamientos en una persona o animal y, la mediocridad es un derivado de mediano, -(no de estatura física sino del nivel reducido en la forma de pensar y actuar). Las personas mediocres miden a los demás envase a la pobreza mental de ellos mismos; tienden a ser ridículos y se empeñan en hacer sentir como tales a los que no lo son. Exhiben aires de grandeza y tratan de que los demás se sientan pequeños. Los mediocres interponen lo económico por encima del valor humano. Los mediocres se sienten inseguros de su propia percepción y, se consuelan cuando los demás le adulan. Aunque hayan estudiado en la universidad de Harbar, siguen siendo enanos en su proceder.Los mediocres no engendran positivismo en cambio, hacen parir negatividad e ignoran el logro de los demás. Como dice José Ingeniero tienden a mirar siempre al pasado como si estuviesen ojos en la nuca. Ellos pueden despreciar todo, menos la falsedad y la bajeza... no son humilde en tolerancia ni fuertes en la adversidad. Los mediocres, son rencorosos y renegados a perdonar. Repiten la crítica de los demás, sin considerar primero cual es el propósito de quien habla. Los mediocres no admiten sus errores y, tienden a culpar a otros cuando fracasan. A los mediocres le entretiene la crítica pero, se aíran al ser cuestionado por otros.Acostumbran hacer alarde de sus infundados estudios, carecen de creatividad y, cuando ven a otros exhibirla, la ignoran. Temen estar rodeados de quienes le hacen sombra, por que creen ser desplazados.Lucen ser graciosos banalmente, con tal de llamar la atención en fiestas o reuniones.Después de leer este tema, aquellos que observen las torcidas actitudes ya descriptas, les sugiero no atribuírsela a otros con la intención de degradarle sino, con ánimo de ayudarle a deshacerse de tan mala practica.
algomasquenoticias@gmail.com
Por Cesáreo silvestre Peguero.
Periodismo con sentido.
San Pedro de Macorís, Republica Dominicana.